Miércoles  24 de Enero en Carlos Paz, Córdoba, Argentina

Como preservar los alimentos del calor

Las altas temperaturas aumentan el riesgo de intoxicación por consumir cosas en mal estado.

Ante el aumento del calor, aumentan también los riesgos de intoxicarse por comer alimentos en mal estado a causa de las elevadas temperaturas.

Se sugiere incrementar las medidas preventivas en el mantenimiento y consumo de alimentos para favorecer la salud.

Uno de los aspectos que adquiere prioridad es la continuidad de la cadena de frío en los productos alimenticios, ya que esta medida evita los posibles casos de intoxicación por consumo de alimentos en estado de riesgo. Es por ello que se recuerdan las siguientes sugerencias:

Adquirir sólo alimentos con el rótulo con el registro sanitario municipal o nacional.

Prestar especial atención a la fecha de vencimiento.

Los alimentos refrigerados deben estar a 5° C y los congelados, a –18° C.

Para descongelar alimentos, se recomienda pasarlos del freezer a la heladera y no a temperatura ambiente.

Se debe evitar que los alimentos permanezcan más de dos horas a temperatura ambiente, especialmente los días de calor.

Cuando los alimentos son trasladados de un domicilio a otro, se debe mantener la cadena de frío usando recipientes térmicos y resguardándolos del sol.

Buscar los productos refrigerados al final de la compra. Un dato que no es menor es que, a temperatura ambiente, el número de bacterias pasa de 100 a 25.000 en sólo dos horas. Cuando un alimento contiene microbios nocivos, éstos proliferan rápidamente y pueden provocar que los productos se descompongan.

Lavar y esterilizar (con alcohol) las manos antes de cocinar.

Evitar la producción con anillos, pulseras, o otros posibles agentes transmisores de microbios.

Comentarios