Podoroska busca la final en Roland Garros

jueves, 8 de octubre de 2020 · 00:00

Francia. La argentina Nadia Podoroska volverá a paralizar a los fanáticos del tenis argentinos hoy en su duelo de semifinales contra Iga Swiatek. El encuentro está programado en la Philippe-Chatrier a partir de las 10 de la mañana. Será el primer duelo del día en ese estadio (televisará ESPN). Cabe destacar que Diego Schwartzman jugará su encuentro mañana.

La rosarina de 23 años vive sus horas soñadas en Francia luego de acceder por primera vez en su carrera al cuadro principal del torneo. Tras lo hecho ante la ucraniana Elina Svitolina, volverá a jugar en el court central: se enfrentará a la polaca Swiatek, una de las grandes promesas de esta disciplina. La tenista europea tiene 19 años y ya está ubicada en el puesto 54 del ranking WTA, aunque esta brillante actuación en el Abierto francés le permitirá dar un salto en el conteo mundial para quedar al menos entre el Top 30. Si bien no suma títulos por el momento en su trayectoria, viene de alcanzar la tercera ronda del US Open y de jugar la cuarta fase del Australia Open.

Como contrapartida, Nadia también convive con el mejor momento de su carrera tras el despegue que significó en su vida deportiva la medalla de oro en los Juegos Panamericanos de Lima hace un año. Tras ganar el título en el torneo ITF de Saint-Malo (Francia) el mes pasado, llegó a Roland Garros para disputar la qualy. Afrontó su primer partido en la etapa clasificatoria el 22 de septiembre contra la polaca Magdalena Frech (6-2 y 6-2). 16 días y ocho presentaciones más tarde, estará presente en una semifinal de Grand Slam.

Independientemente de su resultado en este duelo ante Swiatek, la vida deportiva de Podoroska se transformará drásticamente tras lo hecho en el certamen francés. Los puntos cosechados hasta el momento la ubicarán en el Top 40 del ranking WTA lo que le permitirá dejar de disputar las qualys para poder ingresar a los distintos main draw. En caso de seguir avanzando, el próximo lunes aparecerá cerca del Top 30 (si pierde en la final) o rondará entre las mejores 20 del mundo (si sale campeona).

Aunque lo más importante para ella será el colchón económico que acumulará y le permitirá planificar su carrera de un modo más amplio. Hasta Roland Garros, Nadia había sumado en toda su trayectoria 301.547 dólares según el sitio oficial de la WTA. Estar entre las cuatro mejores del torneo le aseguró embolsar 425.250 euros (500.000 dólares), aunque si avanza a la final se llevará 1.600.000 euros por levantar el título o 850.500 euros si cae en la definición.

Por el otro lado del cuadro, el pase a la final se dirimirá entre la checa Petra Kvitova (11 del mundo) y la norteamericanas Sofía Kenin (6°). Una pequeña ventaja para el lado del cuadro que ocupa la Peque: tanto Kvitova (vs. Siegemund) como Kenin (vs. Collins) afrontaron sus choques de cuartos de final ayer y jugarán la semifinal al término del duelo Podoroska-Swiatek.

Es la primera vez en 16 años que una tenista argentina está en semifinales de Roland Garros tras lo hecho por Paola Suárez en la edición del 2004. La tenista que llegó a ser 9 del mundo tras aquel certamen francés cayó por entonces contra la rusa Elena Dementieva (6-0 y 7-5) y se quedó con las ganas de jugar la final del Grand Slam.

Ese 2004 fue también la última vez que el cuadro femenino y masculino albergaron a representantes argentinos en semifinales: David Nalbandian, Gastón Gaudio y Guillermo Coria quedaron entre los cuatro mejores del campeonato sobre polvo de ladrillo. Finalmente, el Gato levantó el título en una recordada definición contra el Mago.

En esta ocasión, estarán Diego Schwartzman (enfrentará a Rafael Nadal mañana) y Podoroska, que tras todas las rachas negativas que rompió en el torneo francés buscará una más: ser la primera tenista argentina en disputar una final del Abierto Francés en toda la historia.

Comentarios