Luis Arce asume la presidencia en Bolivia

domingo, 8 de noviembre de 2020 · 09:50

 Luis Arce asume este domingo como nuevo presidente de Bolivia con el desafío de cerrar las heridas políticas y superar la crisis económica.

Arce sucederá a la mandataria interina derechista Jeanine Áñez para un periodo de cinco años, lo que marcará el retorno al poder del Movimiento al Socialismo (MAS), liderado por Morales, quien regresará al país el lunes desde su exilio en Argentina.

El rey Felipe VI de España y los presidentes de Argentina, Colombia y Paraguay, así como el ministro de Exteriores de Irán, Mohammad Javad Zarif, asistirán a la toma de posesión de Arce, un economista de 57 años con maestría en Gran Bretaña y con perfil de tecnócrata más que de político.

La ceremonia de traspaso del mando comenzará a las 10:30 horas locales en el Congreso boliviano. Tras su juramentación el flamante mandatario caminará hasta el Palacio Quemado, la sede de gobierno, situado en diagonal al edificio del legislativo, también frente a la Plaza Murillo de La Paz.

Desde un balcón del Palacio, Arce presidirá un desfile de destacamentos del Ejército, la Fuerza Aérea, la Armada y la Policía, y luego recibirá los saludos de los jefes de Estado visitantes y de otros enviados oficiales.

Arce ganó de forma contundente las elecciones del 18 de octubre, que sustituyeron los comicios de 2019, que marcaron la caída de Morales tras 14 años en el poder.

Durante la campaña, Arce alzó la bandera de la bonanza económica del gobierno de Morales (2006-2019), de quien fue ministro de Finanzas, época de elevado crecimiento del PIB y activa participación estatal en la economía, así como de reducción de la pobreza.

El nuevo presidente debe dejar en claro que él será el verdadero gobernante y que Morales no se convertirá en el poder detrás del trono, según analistas.

Morales, de 61 años, regresará a Bolivia este lunes, un año después de renunciar tras perder el apoyo de las fuerzas armadas en medio protestas en su contra y denuncias de fraude electoral cuando buscaba un polémico cuarto mandato consecutivo.

El ex mandatario ingresará en caravana por la frontera con Argentina y emprenderá un recorrido de 1.100 kilómetros hasta el Trópico de Cochabamba, donde emergió como líder de los cocaleros, en una travesía que amenaza con acaparar la atención nacional e internacional y opacar la agenda de Arce en La Paz.

Comentarios