Madre e hija murieron apuñaladas en dos casos distintos con 20 minutos de diferencia

viernes, 5 de febrero de 2021 · 11:55

Una trágica situación se vivió en la ciudad escocesa de Kilmarnock, donde una madre y su hija murieron apuñaladas con una diferencia de 20 minutos, a pesar de encontrarse en lugares diferentes.

Emma Robertson Coupland, de 39 años, fue apuñalada en el estacionamiento del Hospital Crosshouse en Kilmarnock, lugar donde trabajaba, y unos 20 minutos más tarde, su hija, Nicole Anderson (24), siguió el mismo destino que su madre, siendo acuchillada en una calle del centro de la misma ciudad, cerca del restaurante en el que trabajaba, informó el diario The Mirror.

A diferencia de su madre, la joven no murió en el acto. Sin embargo, sí falleció más tarde, después de haber sido trasladada de urgencia al Hospital Crosshouse.

La policía de Escocia afirma que los agentes no están buscando a nadie más en relación con las dos muertes, y que no existe una "amenaza más amplia" para la comunidad.

En principio, la policía dijo que se creía que los incidentes estaban relacionados, pero que no estaban relacionados con el terrorismo. El superintendente jefe Faroque Hussain, dijo: “Varios lugares permanecen acordonados mientras los oficiales continúan realizando investigaciones. Estamos trabajando para confirmar todas las circunstancias de lo sucedido. Si alguien tiene información que pueda ayudarnos en nuestras consultas, comuníquese con nosotros".

“Es comprensible que la gente se sorprenda por lo que ha sucedido. Todavía estamos en el proceso de establecer todas las circunstancias. Sin embargo, me gustaría asegurarle a la gente que no existe una amenaza más amplia para la comunidad. Los oficiales estarán patrullando y cualquiera que tenga alguna inquietud puede acercarse a estos oficiales", agregó el funcionario.

Cierre de rutas

Crawford McGuffie, director médico de NHS Ayrshire y Arran, dijo: “Tras el incidente policial esta noche, el hospital universitario Crosshouse fue puesto bajo llave. La policía de Escocia ha confirmado que el riesgo para los pacientes, el personal y los visitantes del hospital es mínimo, por lo que se ha levantado este bloqueo. Sigue habiendo una gran presencia policial en los terrenos del hospital. Nos gustaría asegurarle a cualquiera que venga al hospital, en particular a cualquier paciente o personal que venga de turno, que la Policía de Escocia ha confirmado que es seguro hacerlo. Sin embargo, si está preocupado, hable con los oficiales de la policía de Escocia en el lugar".

En tanto, varias rutas en el área permanecen cerradas, incluida Portland Street, donde ocurrió el segundo ataque, y las calles circundantes. El consejo de East Ayrshire tuiteó: “Debido a incidentes graves en Kilmarnock, la policía de Escocia ha informado de los siguientes cierres de carreteras: West George Street, Portland Street y Union Street cerradas al tráfico. Garden Street que conduce a Hill Street y Portland Street también está cerrada y no hay acceso desde y hacia el área de Witch Rd".

Conmoción en la política

Por otra parte, Nicola Sturgeon, la primera ministra de Escocia, tuiteó: “Terribles noticias. Mis pensamientos están con los afligidos. Pensando también en todos en el hospital Crosshouse, ya lidiando con las difíciles circunstancias de Covid. También estoy agradecido con nuestros servicios de emergencia. Continúe siguiendo los consejos de la policía de Escocia".

Comentarios