Villa Carlos Paz

Candidatos: La historia de Jorge Álvarez, una vida de fútbol y docencia

Acompañará a Víctor Curvino como candidato a Defensor del Pueblo Adjunto.
viernes, 23 de julio de 2021 · 10:59

Jorge Álvarez es padre de tres hijos y se considera un carlospacense por adopción, ya que cuando tenía 5 años abandonó la ciudad de Santa Fe para radicarse con su familia en Villa Carlos Paz. Tras una vida dedicada a la docencia, el deporte y la gestión pública (fue director del Área de Deportes durante la intendencia de Eduardo Conde), se sumó a la lista de Vecinos e Instituciones por la Defensoría del Pueblo y acompañará a Víctor Curvino en las elecciones del 22 de agosto como candidato a Defensor del Pueblo Adjunto.

«Cuando era niño, yo era asmático y le recomendaron a mis viejos que me trajeran para curarme. Carlos Paz me curó. He pasado toda mi vida en esta ciudad y aquí formé mi familia. Fui jugador del Atlético Carlos Paz hasta 1988 y después fui técnico del club, dirigí las inferiores y la Primera División. Durante 38 años, fui docente y me jubilé el mismo día que cumplía 60 años. Tuve un paso por la Municipalidad como director de Deportes durante la época de Conde. Fue un paso lindo, porque tenía muchas ganas de hacer cosas y creo que logramos hacer grandes eventos»; contó Jorge, durante una entrevista concedida a EL DIARIO.

«Luego volví al cole como profesor y este año me jubilé. Gracias a Dios, tuve el ofrecimiento de esta propuesta que me encuentra con tiempo para dedicarme de lleno a las necesidades de la gente. Fueron ex alumnos míos quienes me hicieron este ofrecimiento para sumarse a Vecinos e Instituciones por la Defensoría, lo charlé con mi familia y decidí sumarme»; agregó.

Consultado sobre la importancia de la Defensoría del Pueblo, Álvarez destacó: «Hay que ser capaz de ocupar el lugar, estamos muy familiarizados con la labor del doctor Daniel Mowszet y creemos que cada vez más gente visita la Defensoría. Sin embargo, hay mucho por hacer y todavía no se sabe todo lo que se puede hacer desde la oficina. Debemos transmitir la importancia de esta institución, qué cosas se pueden hacer, qué problemas se pueden solucionar y hasta donde alcanza su intervención para cambiar la vida de los vecinos. Nos propusimos salir de la oficina e ir a los barrios, llegar a los centros vecinales, llegar a todos y cada uno».

«Se debe tener un conocimiento tota de las problemáticas de cada sector para brindar soluciones a problemáticas que muchas veces no llegan hasta la Defensoría, ahí tenemos que estar»; completó.

Galería de fotos

Comentarios