Mes de concientización sobre el cáncer de mama

martes, 20 de octubre de 2020 · 09:06

En el marco del mes de concientización sobre el cáncer de mama, el Gobierno de la Ciudad a través de la Secretaría de Salud Pública recuerda a los vecinos la importancia de cumplir con los controles anuales para prevenir la enfermedad que, diagnosticada a tiempo, es curable.

El cáncer de mama es una enfermedad causada por la multiplicación anormal de las células de la mama que forman un tumor maligno y puede producirse como consecuencia de diferentes factores de riesgo y de estilos de vida, así como también de una carga genética que predispone a la persona a enfermar o no.

La doctora Carla Soto, integrante de la Secretaría de Salud Pública, expresó: “Cabe destacar que es muy importante realizar un control ginecológico anual como primera instancia para la detección temprana de un posible caso de cáncer de mama, donde se incluye un examen mamario y solicitud de análisis de rutina. En base a los antecedentes se le solicitará una ecografía mamaria y eventualmente una mamografía. La prevención va de la mano de un diagnostico temprano para un tratamiento oportuno. El 95% de los casos de cáncer de mama detectados precozmente son curables. Esto es importantísimo, ya que el cáncer de mama es la primera causa de muerte por cáncer en mujeres, por lo cual es fundamental la detección temprana”.

Además, agregó: “Conocer nuestros cuerpos y nuestras mamas, mirarnos al espejo una vez al mes y observar si tenemos nódulos, si la piel se hunde, si tenemos hundimiento o retracción del pezón, son todos indicadores que pueden llamar la atención. Este auto examen mamario es aconsejable cinco días después de la menstruación. La secreción de sangre por el pezón no es un buen signo y amerita una consulta médica inmediata. Es importante aclarar que este auto examen no reemplaza el estudio ginecológico, por lo cual es importante asistir a una consulta médica periódica”.  

“Haber tenido un antecedente de algún familiar con cáncer de mama temprano,  también es un indicador para que las mujeres menores de 40 años puedan consultar al médico y realizarse un estudio anual ginecológico. Los hábitos de vida sanos también son importantes, sin tabaquismo, una buena alimentación, hacer ejercicio, disminuye los factores de riesgo en una mujer genéticamente predispuesta a la aparición del cáncer de mama”, completó.

Comentarios