Lo encontraron siete años después

Quién era Pablo Benedetto, el turista que encontró la muerte en las sierras

En agosto de 2013 se encontraba con su esposa y su pequeña hija de vacaciones en San Marcos Sierras, cuando por la noche el matrimonio mantuvo una discusión, el muchacho salió en su camioneta y desde ese momento no se supo más acerca de su paradero.
martes, 2 de febrero de 2021 · 12:32

En circunstancias que aún no están tan claras, en una zona escarpada sobre el camino que une San Marcos Sierras con Capilla del Monte, el 17 de julio de 2020 se encontraron restos óseos: "los restos en principio parecían de origen humano, cercano a un camino que une San Marcos Sierras con Capilla del Monte. por esta razón concurrimos al lugar con antropología forense, la base científica de la policía judicial que se encuentra radicada en Dean Funes, más toda la policía y la brigada de investigaciones de San Marcos Sierras y Cruz del Eje; se solicitó también la colaboración de los bomberos porque la zona es de difícil acceso.

Allí se levantaron los restos óseos que estaban en el lugar más otros que estaban semienterrados. Sabíamos que en 2013 en esa zona había desaparecido una persona, se hizo un cotejo de ADN con familiares de la misma y nos confirmaron que existe un 99,99% que son restos de Pablo Benedetto " le dijo a EL DIARIO la fiscal de Cruz del Eje Fabiana Pochettino. 
La fiscal busca determinar ahora las causas eficientes de su muerte, aunque confirmó que los restos recuperados no tendrían impacto de bala o de golpe. 

¿Pero qué pasó con el joven?

Era sábado uno de agosto de 2013, cuando Pablo Daniel Benedetto de 28 años, junto a su esposa Valeria Franco de 24 y la pequeña bebé de ambos vacacionaban en la ciudad en San Marcos Sierra cuando por la noche el matrimonio mantuvo una discusión, el muchacho salió en su camioneta y desde ese momento no se supo más acerca de su paradero.
Tras radicar la denuncia sobre su desaparición, el domingo posterior, después del mediodía la policía encontró la Renault Kangoo color blanca chocada en un camino rural que une San Marcos Sierras y Charbonier, con sus cristales rotos y la sospecha que sufrió un vuelco. Lo extraño es que no había rastros de sangre y en el interior del rodado no estaban ni los papeles del auto ni las pertenencias

A partir de allí se tejieron decenas de hipótesis entre ellas, que el joven había viajado a Merlo, Partido de Tigre, provincia de Buenos Aires. Y sobre esto aportaron testimonio ante el por entonces fiscal Martín Bertone, a cargo de la primera etapa de la instrucción del caso “que dos colectiveros y una persona de una ventanilla lo vieron”.

Días después se conoció que Pablo Daniel Benedetto, era bipolar y que estaba bajo tratamiento médico:  “Siempre lo tuvieron controlado porque a parte de estar con medicación, él está con médicos que lo ayudan por la enfermedad. La medicación es de por vida. Siempre tiene que estar con ayudas médicas, psicólogos y psiquiatras porque la enfermedad no es estable. Siempre tiene que estar cambiando su medicación por más o menos según el estado de ánimo que tenga en ese momento y como va reaccionando con los médicos”, detalló una tía del joven.

Sus restos óseos que fueron hallados a 10 kilómetros del lugar donde abandonó la Kangoo. Ahora resta saber de qué murió.
 

Comentarios