Cómo hacer osobuco: una receta tradicional

domingo, 11 de febrero de 2024 · 01:03

El osobuco es un plato clásico de la cocina italiana que ha conquistado mesas alrededor del mundo, gracias a su sabor profundo y textura suave. Ideal para comidas familiares o eventos especiales, esta receta te guiará paso a paso para preparar un osobuco tierno y delicioso.

 

Ingredientes:

 

4 trozos de osobuco de ternera (con el hueso)

Sal y pimienta al gusto

Harina para enharinar la carne

4 cucharadas de aceite de oliva

1 cebolla grande, finamente picada

2 zanahorias, cortadas en cubos

2 tallos de apio, picados

2 dientes de ajo, picados

1 taza de vino blanco

1 lata de tomates en cubos

1 taza de caldo de carne

2 hojas de laurel

Ramitas de tomillo fresco

Para la Gremolata (opcional):

Ralladura de 1 limón

2 dientes de ajo, picados finamente

1/4 taza de perejil fresco picado

 

Instrucciones:

 

Preparación de la Carne: Sazona los trozos de osobuco con sal y pimienta. Pásalos por harina, sacudiendo el exceso. Esto ayudará a crear una corteza dorada y a espesar la salsa.

Dorado de la Carne: En una olla grande a fuego medio-alto, calienta el aceite de oliva. Añade los osobucos y dora cada lado por unos 3-4 minutos hasta que estén bien dorados. Retíralos y reserva.

Sofrito: En la misma olla, añade la cebolla, zanahoria, apio y ajo. Cocina hasta que las verduras estén suaves, unos 5 minutos.

Desglasar: Sube el fuego, añade el vino blanco y deja que reduzca a la mitad, raspando los pedazos dorados del fondo de la olla. Esto añadirá profundidad de sabor a tu plato.

Cocinado: Regresa los osobucos a la olla. Agrega los tomates, el caldo de carne, el laurel y el tomillo. Lleva a ebullición, luego reduce el fuego, tapa y deja cocinar a fuego lento durante 1.5 a 2 horas, hasta que la carne esté tierna y se separe fácilmente del hueso.

Gremolata: Mientras el osobuco se cocina, mezcla la ralladura de limón, ajo picado y perejil. Esta mezcla se esparce sobre el plato terminado para añadir frescura y un toque cítrico.

Servir: Una vez el osobuco esté cocido, ajusta la sazón con sal y pimienta al gusto. Sirve caliente, espolvoreado con la gremolata (opcional).

 

Consejos para un Osobuco Perfecto:

 

Selección de Carne: Asegúrate de elegir cortes de carne de buena calidad, con una buena cantidad de tejido conectivo, que se derretirá durante la cocción, aportando jugosidad y sabor.

Cocción Lenta: La paciencia es clave. Una cocción lenta y a baja temperatura garantiza que la carne quede tierna y los sabores se concentren.

Maridaje: Acompaña este plato con un puré de papas cremoso o polenta suave para una experiencia culinaria completa.

Este plato, rico en sabores y texturas, es un testimonio de la cocina casera hecha con amor. Al seguir esta receta de osobuco, garantizas no solo una comida deliciosa sino también un momento para recordar. ¡Buen provecho!

Más de

Comentarios