Cómo preparar fondue de queso

viernes, 12 de abril de 2024 · 00:06

El fondue, ese delicioso plato de origen suizo que ha conquistado paladares alrededor del mundo, es el centro perfecto para una noche de compartir con amigos o familia. Aprender a preparar un fondue cremoso y exquisito es más fácil de lo que piensas. Sigue esta receta para disfrutar de una experiencia culinaria única y acogedora que todos recordarán.

 

Ingredientes

 

400 gramos de queso Gruyère, rallado

400 gramos de queso Emmental, rallado

300 ml de vino blanco seco

1 diente de ajo

2 cucharaditas de maicena

1 chorro de kirsch (opcional)

Pimienta negra y nuez moscada al gusto

Acompañamientos sugeridos:

Pan baguette, cortado en cubos

Verduras crudas (brócoli, zanahorias, pimientos)

Trozos de manzana o pera

Pepinillos y cebollitas en vinagre

 

Preparación

 

Paso 1: Preparar el Caquelon

Corta el diente de ajo por la mitad y frótalo en el interior de la olla de fondue (caquelon) para infundir el sabor.

Vierte el vino blanco en el caquelon y caliéntalo a fuego medio hasta que esté caliente, pero sin que llegue a hervir.

Paso 2: Agregar el Queso

Añade gradualmente el queso rallado al vino caliente, revolviendo constantemente en forma de "ocho" para evitar que el queso se queme en el fondo.

Disuelve la maicena en el kirsch y viértelo en la mezcla de queso para ayudar a estabilizar y espesar el fondue.

Paso 3: Temporada y Servir

Sazona con pimienta negra y nuez moscada al gusto.

Continúa cocinando a fuego bajo, revolviendo constantemente, hasta que el queso esté completamente derretido y suave.

Una vez listo, traslada el caquelon al quemador de fondue en la mesa, manteniendo una llama baja para que el fondue permanezca caliente y líquido.

Paso 4: Disfrutar

Sirve el fondue caliente con los acompañamientos preparados. Usa tenedores largos de fondue para sumergir los trozos de pan y verduras en el queso derretido.

 

Consejos para un Fondue Perfecto

 

Asegúrate de que todos los ingredientes, especialmente los quesos, sean de alta calidad para garantizar un sabor óptimo.

El vino blanco debe ser seco para equilibrar la riqueza del queso.

Mantén el fondue caliente a una temperatura constante para evitar que se solidifique o se queme.

Más de

Comentarios