Receta fácil para preparar pan árabe en casa

jueves, 9 de mayo de 2024 · 02:41

El pan árabe, también conocido como pan de pita, es un básico en muchas cocinas del Medio Oriente. Es famoso por su bolsillo interior, ideal para rellenar con tus ingredientes favoritos, desde falafel hasta kebab. Además, es sorprendentemente fácil de hacer en casa con solo unos pocos ingredientes básicos. En este artículo, aprenderás paso a paso cómo hacer pan árabe, perfecto para cualquier ocasión.

 

Ingredientes:

 

500 gramos de harina de trigo todo uso

2 cucharaditas de levadura seca activa

1 cucharadita de azúcar

1 1/2 cucharaditas de sal

2 cucharadas de aceite de oliva

300 ml de agua tibia

 

Preparación:

 

Activar la levadura:

En un pequeño recipiente, combina la levadura, el azúcar y unos 50 ml de agua tibia. Mezcla bien y deja reposar durante unos 10 minutos o hasta que la mezcla comience a formar burbujas. Esto indica que la levadura está activa.

Preparar la masa:

En un bol grande, mezcla la harina con la sal. Haz un hueco en el centro y añade la mezcla de levadura activada y el aceite de oliva. Gradualmente, incorpora el resto del agua tibia mientras mezclas con una cuchara de madera hasta que la masa comience a formarse.

Amasar:

Transfiere la masa a una superficie ligeramente enharinada y amasa durante unos 8-10 minutos o hasta que esté suave y elástica. Si la masa está demasiado pegajosa, puedes añadir un poco más de harina, pero con cuidado de no hacer la masa demasiado dura.

Primer levado:

Coloca la masa en un bol engrasado y cúbrelo con un paño húmedo o film plástico. Deja que la masa repose en un lugar cálido durante aproximadamente 1 hora o hasta que haya duplicado su tamaño.

Formar las pitas:

Una vez que la masa ha levado, divídela en 8-10 porciones iguales. Enharina ligeramente cada porción y déjalas reposar cubiertas por 10 minutos. Luego, con un rodillo, estira cada porción en círculos de aproximadamente 1/4 de pulgada de grosor.

Hornear el pan árabe:

Precalienta el horno a 230°C (450°F) y coloca una piedra para pizza o una bandeja de horno invertida dentro para calentar. Una vez caliente, coloca los círculos de masa sobre la piedra o bandeja y hornea durante 4-5 minutos o hasta que el pan se infle completamente y comience a dorarse ligeramente.

Enfriar y almacenar:

Retira el pan del horno y colócalo sobre una rejilla para que se enfríe. Una vez frío, puedes almacenar el pan árabe en bolsas plásticas para mantenerlo fresco o congelarlo para un uso posterior.

Más de

Comentarios